Portal médico sobre cardiología y medicina de familia

CARDIOFAMILIA | Cátedra de Terapias Avanzadas en Patología Cardiovascular de la Universidad de Málaga

Electrocardiograma (ECG) y cardiopatía isquémica, alteraciones de la repolarización, aparición de ondas Q en el complejo QRS, isquemia, crisis de dolor anginoso, lesión, interrupción severa del flujo coronario, infradesnivel, supradesnivel, necrosis.

El electrocardiograma (ECG) de la isquemia miocárdica presenta alteraciones de la repolarización, que se manifiestan en el segmento ST y en la onda T. La repercusión de la necrosis es la aparición de ondas Q en el complejo QRS.

Tradicionalmente se reconocen los siguientes tipos de anomalías:

  • 1. Isquemia: el término isquemia hace aquí referencia a la isquemia transitoria que no produce consecuencias permanentes. La expresión es una onda T negativa (esto es, opuesta a la dirección predominante del complejo QRS) y simétrica (esto es, la inclinación de la rama descendente es igual a la de la rama descendente). Puesto que existen otras situaciones que pueden producir negativización de las ondas T, como la pericarditis, ciertos fármacos, alteraciones electrolíticas, etc., es interesante conocer los criterios que orientan a que una onda T negativa sea de origen isquémico:
  • Ondas T simétricas.
  • Localizadas en las derivaciones que reflejan la isquemia.
  • Transitorias, esto es, aparecen durante la crisis de dolor anginoso y se normalizan después.
  • 2. Lesión: la lesión electrocardiográfica representa un grado más avanzado de insulto isquémico, y por lo general refleja una interrupción severa del flujo coronario a una zona. Se traduce en un desnivel del segmento ST, hacia abajo (infradesnivel) en el caso de la denominada lesión subendocárdica, o hacia arriba (supradesnivel) en el caso de la lesión subepicárdica. La primera representa un grado más leve que la segunda, que habitualmente responde a una obstrucción total del flujo coronario. Nuevamente estas alteraciones pueden obedecer a otras causas (pericarditis, fármacos, variantes de la normalidad); para diferenciarlas, las variaciones isquémicas del segmento ST:
  • Son localizadas en la zona isquémica.
  • El ST supradesnivelado suele ser convexo hacia arriba.
  • El ST infradesnivelado suele ser descendente, no horizontal ni ascendente.
  • 3. Necrosis: la necrosis se traduce en la presencia de ondas Q cuando afecta al espesor del miocardio; si unicamente se confina al subendocardio pueden faltar las ondas Q. Para considerarlas secundarias a necrosis deben ser:
  • Localizadas.
  • Anchas (más de 0,025 seg).
  • Profundas (al menos un 25% de la R subsiguiente).

coda-cardiofamilia

textos actualizados

Tendemos la mano a la medicina de familia
Slider
This website is protected by RSFirewall!, the firewall solution for Joomla!