Portal médico sobre cardiología y medicina de familia

CARDIOFAMILIA | Cátedra de Terapias Avanzadas en Patología Cardiovascular de la Universidad de Málaga

Taquicardia de QRS ancho con cardiopatía, tratamiento de la crisis, tratamiento crónico, tratamiento farmacológico, indicaciones DAI, prevención primaria y secundaria del riesgo de muerte súbita, taquicardia ventricular idiopática.

La taquicardia de QRS ancho con cardiopatía y disfunción ventricular presenta la siguiente clínica: palpitaciones, dolor torácico, presíncope, mareos, síncope, muerte súbita. Se trata de un mecanismo frecuente de muerte súbita que se inicia con taquicardia ventricular, pasa por fibrilación ventricular y conduce a la muerte.

Hay que diferenciar entre el tratamiento de la crisis y el tratamiento crónico. Ello dependerá de la estabilidad hemodinámica del paciente. Si el paciente está hemodinámicamente inestable, se cardiovierte (si ha perdido el conocimiento, no hace falta sedación). Si el paciente está en fibrilación ventricular, hay que desfibrilar. La diferencia entre la cardioversión y la desfibrilación es si el "choque" está sincronizado con el complejo QRS o no. La cardioversión se sincroniza con el QRS, la fibrilación no, porque no existe tal complejo, pues el ritmo es totalmente caótico. El desfibrilador vuelve a modo asíncrono automáticamente, como mecanismo de seguridad, porque si está en modo síncrono y el paciente está en fibrilación ventricular, no producirá el choque. Así pues, el desfibrilador por sí solo volverá a asíncrono para evitar la no producción del choque.

I. TRATAMIENTO CRÓNICO

  • El tratamiento crónico es farmacológico. La mayoría de fármacos antiarrítmicos no se puede usar en pacientes con cardiopatía, pues se trata de fármacos proarrítmicos. Básicamente el único tratamiento antiarrítmico conveniente es el uso de betabloqueantes. El betabloqueante es un buen fármaco, ya que relaja el miocardio y actúa sobre la isquemia (si existe). La amiodarona también: de hecho, es el mejor antiarrítmico; su contrapartida es que tiene efectos secundarios cuando su uso prolongado.
  • El tratamiento no farmacológico es la ablación, especialmente en la cardiopatía isquémica, donde la taquicardia está en relación con la cicatriz que se genera. Se bloquea con calor el circuito que se genera alrededor de la cicatriz.
  • El desfibrilador automático implantable se emplea en pacientes con taquicardias ventriculares y también en pacientes con riesgo de muerte súbita por arritmias ventriculares, aunque todavía no hayan tenido ningún episodio, por ejemplo en pacientes con cardiopatía isquémica y disfunción ventricular severa. Un desfibrilador es parecido a un marcapasos que se coloca por vía endovenosa y a nivel pectoral. Tiene función de marcapasos automático, y además es capaz de detectar la arritmia y tratarla, con choque (con una energía menor que un desfibrilador externo) directamente o con sobreestimulación. 

II. INDICACIONES DAI (DESFIBRILADOR AUTOMÁTICO IMPLANTABLE)

  • PREVENCION PRIMARIA (prevención del riesgo de muerte súbita)
  • Post-IAM con fe por debajo del 30 %.
  • Post-IAM con fe por debajo del 40 % y taquicardia ventricular no sostenida en holter, con inducción de taquicardia ventricular.
  • Disfunción ventricular severa por debajo del 35 % con insuficiencia cardiaca.
  • PREVENCION SECUNDARIA (pacientes con taquicardia ventricular previa o muerte súbita recuperada)
  • Taquicardia ventricular monomorfa con fe por debajo del 35 %, indepedientemente de su tolerancia.
  • Taquicardia ventricular sincopal.
  • Muerte súbita recuperada por taquicardia ventricular o fibrilación ventricular.
  • Taquicardia ventricular monomorfa con fe conservada no sincopal: se pueden emplear fármacos o ablación.

coda-cardiofamilia

textos actualizados

Tendemos la mano a la medicina de familia
Slider
This website is protected by RSFirewall!, the firewall solution for Joomla!